Beneficios de la villa de Constantina. Año 1585 (Respuesta al documento publicado anteriormente: “Normas para censar Subsidios y Excusados en la Archidiócesis de Sevilla” (Respuesta a Normas para Censar subsidios y Excusados. Publicación anterior.) Archivo del Arzobispado Serie Ordinario Legajo 710. Año 1585

Debido a la importancia que estos documentos contienen sobre la villa de Constantina, he decidido transcribir los 10 folios que contienen el documento. Así mismo, todo lo que se encuentre entre paréntesis, serán aclaraciones para comprender mejor algunos conceptos que en el escrito se encuentran.

Beneficios de la villa de Constantina. Año 1585 (Respuesta al documento publicado anteriormente: “Normas para censar Subsidios y Excusados en la Archidiócesis de Sevilla” (Respuesta a Normas para Censar subsidios y Excusados. Publicación anterior.)

Archivo del Arzobispado Serie Ordinario Legajo 710. Año 1585

Vicaría de Constantina

Memoriales de las Vicarías del Arzobispado

Relación de lo que pide su Señoría e Ilustrísima a cerca de los beneficios y los demás contenidos en su mandamiento en la villa de Constantina.

En la villa de Constantina hay tres iglesias parroquiales que son: Santiago, Sta. Constanza y S. Jorge.  Hay cinco beneficios (era el cargo dentro del clero secular que otorgaba rentas a su titular o beneficiario) servideros. Los tres son de Sta. Constanza y los dos de Santiago (S. Jorge ya se encontraba en estado casi de abandono y no disponía de ningún beneficio) y los poseen y sirven las personas siguientes:

De los tres de Sta. Constanza, posee uno el Licenciado Baltasar de Almeida, vecino de Sevilla, lo sirve Andrés Ximenez Mallen.

Otro posee Alonso López, Capellán de la Emperatriz (María de Austria) y lo sirve Cristóbal Melgarejo.

Otro posee D. Juan Ortiz de Sotomayor, inquisidor en Murcia y lo sirve Miguel García.

De los dos de Santiago el uno tiene la Capilla de Escala de Sevilla (Capilla que aún se encuentra en la Catedral de Sevilla y que era servida por los sacerdotes de Constantina) y la sirve Fernando de Cabrera.

La otra Pedro del Castillo Frutos por pensión (cedida a cambio de una renta) a D. Alonso de Zayas, vecino de Écija, y la sirve el mismo Pedro del Castillo.

En la iglesia de Santa Constanza hay una prestamera (es un estipendio o pensión procedente de rentas eclesiásticas que se daba temporalmente a los que estudiaban para sacerdotes o a los que militaban por la Iglesia Católica.) que tuvo el doctor D. Francisco Vallsa canónico que fue de la santa iglesia de Sevilla. Hoy no se en quien se hizo la provisión.

En la iglesia de Santiago hay otra prestamera que tiene la capilla del Conde de Olivares.

En la iglesia de S. Jorge, hay un beneficio que posee Juan González, vecino de Cádiz, no se sirve  desde hace tiempo porque no tiene vecindad, está despoblada, solo hay una capilla donde se dice misa. En la dicha iglesia hay una prestamera que posee la capilla de Fernando Cristóbal vecino de Badajoz.

Valen la propiedad de los beneficios de Sta. Constanza, a cada uno 200 ducados y los de Santiago a 300 ducados más o menos como crecen las Rentas o Diezmos.

Los que sirven los beneficios les valdrá, a cada uno, 600 reales de aprovechamiento de los derechos de entierros, misas cantadas y dictadas y de las demás ovenciones (importes que se cobran por partidas de bautismos, misas difuntos,….).

Las prestameras tiene de renta lo que un beneficio. Las fábricas (renta o temporal afecto para la conservación de una iglesia parroquial, tanto para las reparaciones como para la celebración del servicio divino.) todas juntas tienen de renta 1000 ducados más o menos, y tienen de gastos ordinarios más de 700 ducados.

Hay en esta villa 22 clérigos sacerdotes y un ordenante de evangelio y uno de epístola, entrando en ese número los beneficiados y curas.

Siete de esos clérigos serán de edad desde 45 años hasta 70 y dos de poco menos. Y los demás son de 27 años a 54. Los ordenantes de 22 hasta 26. Son todos en servicio, de buena vida y costumbre y buen ejemplo. Los más de ellos son de la congregación, gente de oración mental y que acuden a la disciplina y pía.

El Vicario de esta villa y su vicaría es Antón de Bonilla, natural de esta villa.

Hay 4 curas de buena vida y ejemplo y que asisten  en sus confesionarios. Son todos aprobados por sus Ilustrísimas.

Los aprovechamientos son la parte que de primicias cabe a cada uno por renta, porque entre los beneficiados y los curas, tienen hecho un concierto para evitar pesadumbre, por pleitos con conventos por las primicias de esta villa y sus servicios y juntas. Los repartos se concertaron en tiempos del Licenciado Diego Gil de Ana, mi antecesor y estando presente el Licenciado Diego Muñoz de León visitador del Arzobispado y así se ha pasado para el presente.

Tienen los dichos curas, la vela y capilla y la obención de los bautizos y cumplimiento de las cartas de comunión, los derechos de las fes que dan de los libros que están en su poder, son preferidos en todo género de obención después de los beneficiados, valdrá esto poco más o menos 600 reales.

Todas las dichas parroquias referidas, están reducidas en su servicio de ellas. Sin embargo de que las iglesias si están en pie a una iglesia mayor que está en medio de esta dicha villa y la comenzó a hacer en el año de 1514 y la acabó en el año de 1536, salvo la torre y el retablo del altar mayor, que se ha hecho de 40 años a esta parte, poco a poco, con la renta de la fábrica y otras limosnas. De esta dicha iglesia se redujeron, como he referido, el servicio de todas las demás parroquias por razón de la descomodidad grande donde están fundadas. Las otras iglesias prestan en lo alto de esta villa cerca del castillo a dos cantos del lugar donde están casi arruinadas todas las casas.

Sin embargo, de la dicha reducción cada parroquia está depositada en los repartimientos, así de las fábricas, como de los beneficios y, a bien, se dan los diezmos a cada pieza de por sí.

En esta villa hay 4 Patronazgos, los cuales han sido siempre visitados por los visitadores del Arzobispado, y de un tiempo a esta parte han seguido pleito en la audiencia apelando las visitas por vía de fuerza y han proveído auto de manera que cada uno solo da cuenta de si ha dado mil al mes para ayudar a casar a una huérfana conforme a la fundación. Tienen las justicias preocupadas, en los demás los patronos redimen los tributos.

Son patronos de estos Patronazgos, Cristóbal Martin, del patronazgo que fundó Francisco Sánchez Pescador.

Francisco López de Alanís del que fundó Diego de Alanís.

La fábrica es patrona del que fundó Catalina de Esquivel.

Fernando de Ballecillo, muchacho de hasta 14 años, del patronazgo que fundó Luis Núñez Camacho. Este ha andado en administración hasta ahora por nombramiento de los visitadores, mudando en cada visita su administrador.

Hay en esta villa otro Patronazgo fundado por el Licenciado Matías Fernández, vicario que fue de esta villa del que es patrono D. Gomes de Figueroa y Córdoba.

Esta villa tiene 1000 vecinos, ante más que menos.

Hay dentro de ella dos conventos, uno de frailes Franciscanos de la provincia de los Ángeles, sustenta de ordinario de treinta frailes arriba.

Y otro convento de monjas sujetas a la provincial de esta dicha provincia de orden y advocación de Sta. Clara.

En los términos de esta villa hay otro convento de monjes de la orden de los Basilios Recoletos, donde habrá 60 frailes entre legos y sacerdotes. Tienen su convento donde dicen el valle del galleguillo, a tres leguas y media de esta villa. En este lugar, en un canto de él, tienen una casa hospedería, donde traen a los enfermos a curar. Y dentro de ella, una iglesia pequeñita donde dicen misa con licencia.

En esta villa hay fuera de las tres parroquias y la iglesia mayor, otras tres iglesias dentro de los muros. Que son San Sebastián, Santa Ana y la del Hospital de la Caridad. En estas siempre se han puesto caseros (santeros) por orden del Vicario; aunque ahora se encarga el prior de las ermitas en poner y tener jurisdicción sobre ellos, darles títulos, y el Vicario realizó una cabeza de proceso con la justicia. Estas iglesias no tienen ninguna renta de propiedad, sino que en Santa Ana constan las Cofradías:

  • De Sta. Ana y Sta. Lucía.
  • De la Veracruz. ( Posiblemente por este motivo, el trozo de calle que va desde Campo Bajo a El Peso, se llamó en su día Veracruz, como mínimo hasta la invasión francesa; aunque creo que siguió con esta denominación algo más adelante)
  • La de los Nazarenos

Han hecho esta iglesia a su costa y la sustentan.

La iglesia de S. Sebastián la sustenta y reparan la cofradía de la misma advocación; y de la Concepción de Nuestra Sra. no tiene ninguna renta de su propiedad.

La iglesia de la Caridad habita en ella la misma cofradía, tiene de renta 18.000 maravedíes de su propiedad. Dicha cofradía gasta por año, en curas, los enfermos y transportarlos de unos lugares a otros, 100.000 maravedíes. Suplementa la falta con limosnas del pueblo.

Hay otras dos iglesias que llaman ermitas extramuros que son, Ntra. Sra. del Robledo. Esta iglesia no tiene ninguna renta. La sustenta y repara una cofradía de la misma advocación. El prior de ermitas, Sotomayor, les quitó y vendió las colmenas que eran de su propiedad y no les quedó ninguna.

La otra ermita se llama Ntra. Sra. de la Yedra. Una ermita de mucha devoción. No tiene ninguna renta desde que el dicho D. García les quitó ciertos bienes que tenía como renta esta ermita. En esta ermita la cofradía de la misma advocación, la sustenta y repara, y paga a los caseros. Los mismos cofrades ponen 6 ducados al año.

En estas dos ermitas, también el prior, quiere poner caseros por su orden.

Hay en este lugar ocho cofradías pobres y mal gobernadas. La más de ellas se han referido: La Veracruz, Soledad, S. Tiago, Concepción, Sta. Constanza, Los Nazarenos, Ntra. Sra. de la Yedra, Ntra. Sra. del Robledo y Sta. Ana y Sta. Lucía.

Hay en este lugar tres hospitales pobres y mal administrados que son, el hospital de la Caridad para enfermos, el hospital de Sta. Constanza, para pasajeros y regimiento.

Otro hospital se llama de S. Tiago para el mismo efecto.

Convendría al servicio de Nuestro Señor que estos hospitales y cofradías se redujeran a menor número y serán mejor administradas y servidas.

De las capellanías (Las Capellanías son fundaciones perpetuas por las que una persona segregaba de su patrimonio ciertos bienes, bien en vida o por testamento, y formaba con ellos un vínculo, destinado a la manutención o congrua sustentación de un clérigo, que se obligaba por ello a celebrar un cierto número de misas por el alma del fundador, o de su familia, o a cumplir otras cargas litúrgicas.) y cargas de misas no digo nada por ser muchas y haber desde hace mucho tiempo ya de constar en las visitas que su señoría me manda se hagan con más tiempo.

Los confesores de esta villa, que me consta y doy fe haber visto su licencia firmada por su Señoría e Ilustrísima provisor, son los siguientes:

  • Pedro Fernández del Toro, cura de esta villa
  • Francisco del Castillo, cura de esta villa
  • Juan de Ávila, cura de esta villa
  • Francisco de Cárdenas, cura de esta villa.
  • En el convento de S. Francisco, Fray Pedro Coronado, guardián de dicho convento.
  • Y de paso una licencia para predicar y confesar en todo el Arzobispado, Fray Francisco Marmolejo, fraile de Ntra. Sra. de la Victoria.

Aunque he pedido a los frailes de S. Francisco y los Basilios me muestren si tienen otras más licencias, no me contestan y así en los catálogos que tengo puestos en las puertas de las iglesias. De los confesores aprobados por su Señoría Ilustrísima, tengo puesto los referidos y no otros.

Tiene esta Vicaría pertenecientes a ella, cuatro lugares que son: Villanueva del Río, del Marqués D. Fernando de Toledo. Tiene en su lugar 250 vecinos, hay dos curas, Antonio de Benavente el más antiguo.

  1. Nicolás del Puerto. Es otro lugar del mismo Marqués. Es cura en él Francisco Martínez del Valle. Goza de una vecindad de 100 vecinos.

Otro lugar es la Puebla de los Infantes, es del Rey nuestro Sr., son curas Miguel de ¿?, el licenciado Garabito Andrade. Tendrá de vecindad 400 vecinos

Otro lugar es Peñaflor, es del Rey. En cuanto a lo eclesiástico y rentas es de la jurisdicción de su Ilustrísima. El cura es el Licenciado Velmar. Tendrá de vecindad 100 vecinos más o menos.

Distan los lugares de Sevilla entre 11 y 12 leguas.

Y esto es lo que puedo informar a su señoría e ilustrísima en conformidad de los que se me manda por su carta. Sin embargo de que tengo nombrado a todos los curas de los lugares referidos, un traslado de dicha carta para que de sus iglesias me cambien la razón y memoria de las cosas  que su ilustrísima pide contenidas en las dichas cartas que emitiré cuando me la enviaren y en todo servir y cumpliré los mandamientos de su señoría e ilustrísima a quien Nuestro Señor guarde.

 

Antón de Bonilla

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s